Desde el corazón de París

Dicen que París es la ciudad del amor. Que si vienes, te enamora. No serías el primero ni tampoco el último en hacerlo. En Nôtre Dame la gitana y el capitán sellaron su amor. En el Louvre Cupido reanima a Psique con un beso. En Facebook las páginas suspiran por un “largo beso en París, al lado de la Torre Eiffel con la persona que quiero”… Y al fondo, el Sagrado Corazón se eleva en la colina de Montmartre.

Son muchos los que han hablado de París, pero muy pocos los que conocen el corazón que oculta. O lo mismo no lo oculta. Porque París tiene, a la vista de los que aceptan “entrar sin miedo y subir más”, un corazón. París es bonita de día, pero es preciosa de noche. De día todo se ve. De noche la ciudad de la luz hace honor a su nombre. De día te recomiendo subir a la Torre Eiffel para ver los confines de la Isla de Francia. Pero cuando llegue la noche…Ve a la Torre de Montaparnasse.

No sé si la conoces o si has oído hablar de ella. Pero no tiene pérdida. Es el único rascacielos de París. Una cajetilla negra que se eleva sobre la ciudad. Entra sin miedo. No temas perder una tarde/noche ahí. Sube en el ascensor y da una vuelta. Pero sube más. Busca la escalera que te lleva hasta la terraza panorámica. No está muy bien indicada, pero encuéntrala, y disfruta del atardecer. Poco a poco verás cómo se ilumina la ciudad, pero ¡atento al reloj! Cada hora en punto, durante 5 minutos, las luces de la Torre Eiffel brillan cual árbol de Navidad. A y cinco de nuevo se quedan estáticas, como el resto de edificios. Pero esos cinco minutos son tan bonitos… El viento corre ahí arriba (así que ve bien abrigado) pero el tiempo no. Y seguro que, sin que te des cuenta, pasará una hora y estarás volviendo a ver esos 5 minutos de destellos luminosos.

Subir a Montarnasse merece la pena. Ver París de noche es algo maravilloso. Pero cuando estés arriba te recomiendo que te fijes en el ticket que te dieron al subir. Sí sí, en la entrada. Parece mentira pero entre la Torre Eiffel y la cúpula dorada de los Inválidos aparece un corazón. ¿De verdad las calles de París forman un corazón? Te animo a buscarlo. Lo mismo es un montaje. O lo mismo no.

Lo mismo es que París tiene su propio corazón.

Hoy ha tocado Montparnasse. 14 arrondisement. A. Payne ya trajo aquí a una turista. 6 minutos muy bonitos de Paris Je t’aime. Marge subió a la torre

http://www.youtube.com/watch?v=qPowFnkWEvU

Anuncios

3 pensamientos en “Desde el corazón de París

  1. Pingback: Desde el corazón de París | palomamonris

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s