Los Vengaboys llegan a la Radboud University

Es un contraste fuerte y perturbador observar cómo la plaza rodeada de edificios académicos se convierte progresivamente en una carpa festivalera. La fundación de la Universidad de Nijmegen (Nijmegen University Fund) cumple 50 años y para celebrarlo trajeron el 20 de septiembre a algunos grupos de música. Entre los que se encontraban The Hubschrauber y Vengaboys. Vengaboys. ¿Quiénes son los Vengaboys? “¿No conoces a los Vengaboys?. Si son super míticos”. Posiblemente la mayor parte de los estudiantes internacionales conocían al grupo sin ser conscientes de ello.

Elegancia

¿Quién no conoce la siguiente canción? Lanzada en 1999. Su escucha automáticamente retrotrae a esa etapa en la que los CaribeMix se vendían como churros (ahora se lleva más eso de comprar los CDs de Mujeres, Hombres y Viceversa) y en la que su escucha se expandía en el tiempo irresistiblemente acompañada de Follow the leader o por ejemplo el Papichulo de Lorna.

Efectivamente, “Boom boom boom boom, I want you in my room.” Petardo estribillo con reminiscencias directas del Barbie-girl de Aqua. Desde entonces con una acusada casi década y media más en el cuerpo dedicaron a los estudiantes universitarios de Nijmegen nada menos que dos escuchas de la mencionada canción entre otras obras artísticas como Welcome to Ibiza, Up and down o Shalala.

El resultado fue una necesaria inyección de junk music, irresistibles coreografías de fin de curso, vestuarios imposibles y bastante diversión. La duración del concierto más bien reducida (pero necesaria), la basura si breve dos veces buena. Un viaje en el tiempo a la parte de la infancia más internacionalmente absurda y enlatada gracias a este grupo holandés. No me extrañaría verlos en un par de años representando cualquier nuevo hit en decadencia en el Festival Europeo de la Canción.

La experiencia universitaria radicalizada. Está bien que el ambiente serio, profesional y de puro academicismo se mire al espejo y se ponga una falda verde fosforita y un sombrero de vaquero para celebrar la cultura más trash del país con los Vengaboys. La plaza que los alumnos de la Facultad de Artes tienen que cruzar para pasar de Thomas Van Aquinostraat a su Erasmusbuilding se convirtió en puro discotequeo. Con un acceso restringido a los estudiantes y protegido por un gorila de seguridad que controlaba con mucha seriedad las tarjetas de los alumnos.

El resultado, una audiencia muy entregada a lo trash. Con chicas volando por los aires y público obediente a cualquier coreografía explícitamente señalada en las letras de las canciones. Qué sublime ese tipo de composicones.

El Público de Vengaboys

Una audiencia muy entregada a lo trash

La sombra

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s