Lugano desde la experiencia

¡Hola a todos! Me presento como la ex Erasmus, la actual sufridora de la depresión y ese síndrome del que habéis oído hablar pero que no queréis conocer demasiado. Pero bueno, no es cierto del todo, creo firmemente en la norma Erasmus once, Erasmus forever.

A modo presentación, soy una de tantas que decidió que el italiano sería la lengua que me acompañaría en mi viaje. Italia me encanta pero por diversas decisiones y cosas del destino terminé en Suiza. Sí, Suiza está dividida en cuatro cantones y tiene cuatro idiomas oficiales: El Italiano, el Alemán, el Francés y el Romance (suerte que no acabé en esta última).

Tras el examen de nivel, la indecisión de la solicitud, un viaje a Roma que aumentó mi amor por Italia, me asignaron L’ Università della Svizzera Italiana como destino, mi segunda opción. Fue un subidón y a la vez desesperación. Yo quería Italia, pero sabía que en el terreno académico Suiza iba a ser mejor. Pero Italia…. Pues es Italia, qué os voy a contar. En fin, yo estaba encantada, me iba a ir de Erasmus a cualquier sitio. Pero pensaba en Bolonia mi primera opción y Roma mi tercera…. Y mi mente pensaba en esos mitos sobre las fiestas Erasmus italianas (que le vamos a hacer, fiestera que es una) y lo pequeña que era esa ciudad (Madrileña desde siempre). Pero en fin, acepté mi destino y comencé a preparar lo que sería uno de mis mejores años.

Por ello quería hacer algunas recomendaciones de cara a la solicitud de la Erasmus:

  • Pensar antes de que salga la convocatoria que países te gustaría pedir para ir preparando el idioma.

  • Investigar sobre las ciudades, buscar el coste de vida, las oportunidades que ofrecen como ocio, transporte público, el alojamiento….

  • Entrar en la Universidad, mirar las asignaturas, si tienen cursos de idiomas… (¡Que vamos a estudiar!)

  • Leer blogs, páginas webs o experiencias de estudiantes que hayan estado de Erasmus allí (aunque siempre van a ser subjetivas).

En esos momentos, cuando acepté Lugano como mi futura ciudad no sabía qué me esperaba, y ahora puedo asegurar que ha sido una opción más que acertada.

Lugano está en el Cantón del Ticino. A una hora de Milán en tren y a dos horas y media de Zurich (en coche). La ciudad es bastante pequeña, no tiene centros comerciales enormes, ni multitud de tiendas o grandes parques. Pero sí tiene un Lago, dos montes y las vistas más bonitas que hasta ahora he descubierto. Tiene muchas oportunidades de ocio deportivo y (aunque no en cantidad) podemos encontrar buenas discotecas. Hay varias residencias que son asequibles. Yo recomiendo encarecidamente la USIhome.

Escribe: Sandra Martín Duque, ex-estudiante Erasmus en Lugano de la Universidad Carlos III de Madrid

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s